27 de mayo de 2011

Harinera "La Gallega"

Una harinera es de nuevo protagonista de nuestro blog. Estos edificios siempre tienen algo que les hace especiales, y por desgracia la mayoría están abandonados desde hace bastante tiempo.

Esta vez se trata de la harinera "La Gallega", una pequeña fábrica que lleva abandonada algo más de cuarto de siglo.


El molino original fue construido en 1875. Se encuentra en una aceña sobre un río para obtener la energía necesiaria para su funcionamiento. En la actualidad ha desaparecido buena parte del edificio original. De hecho lo que mejor se ha conservado son los silos. Lo más destacado de su historia es que en 1958 participó en la "Operación Oriente". Esta operación consistió en que un buen número de harineras molieron trigo para enviar la harina a Egipto como ayuda humanitaria. En concreto esta harinera molió 540 toneladas de trigo.

Aquí podemos ver cómo era la harinera a fianles de los años 80, poco después de ser abandonada. El alzado también ayuda a hacerse una idea de cómo fue.





Y esto es lo que queda en la actualidad. Toda la parte superior del bloque de la derecha, donde estaba la fábrica, ha desaparecido, y del voladizo sólo queda el armazón. La parte izquierda es el almacén.


Una de las razones por las que la harinera fue abandonada, aparte de la caída del negocio de la molturación, fue la instalación de los silos que podemos ver en la actualidad. Justo después de su construcción  la fábrica entró en crisis y tuvo que ser vendida en marzo de 1985.

Actualmente la aceña se utiliza para producir electricidad, y presenta este aspecto:


El voladizo se encuentra en mal estado, y es totalmente imposible acceder a él. Era la zona de paso desde la fábrica a los almacenes.




Del cuerpo de la fábrica sólo queda la parte inferior, también en muy mal estado y deteriorada por la humedad. Aquí estaban la turbina, el motor y las transmisiones.



Debajo del almacén y los silos hay varios túneles. Uno (el primero) parece ser de mantenimiento, y los otros tienen sinfines que llevaban el grando desde los silos. Aún se conserva algún motor de los sinfines, aunque en general también están muy deteriorados.




Lo más destacable son los dos grupos de silos. Uno es una pareja de silos más pequeños junto al bloque de la fábrica.



El otro grupo se compone de seis grandes silos unidos entre sí por los túneles que hemos visto antes, y se encuentran junto al almacén. Los sinfines de la parte superior impresionan por su altura.




 Se puede acceder al interior de uno de los silos, pero no lo recomendamos bajo ningún concepto porque es muy peligroso. La fotografía ha sido tomada desde el exterior.


Y finalmente lo que era el almacén ahora está vacío y cada vez en peores condiciones...


Y así terminamos nuestra visita a esta harinera. Debido al mal estado en que se encuentra es difícil decir cuánto tiempo aguantará antes de que desaparezca por completo.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada